325063

Sigue la devastación por minería ilegal en el río Atrato y sus afluentes

Pacífico - Abril 30 de 2018, 1:37 pm
Foto: NoticiasRCN.com

Tras el paso de las dragas, los terrenos quedan como desiertos y el agua con mercurio. La Corte Constitucional había dado seis meses a las autoridades para frenar la debacle ambiental, sin embargo, el fallo no se ha cumplido.

En un punto muy cercano a la capital del departamento, más o menos a 40 minutos en lancha, Noticias RCN denunció hace un año y medio esa situación. Seis meses después de esa primera denuncia, la Corte Constitucional ordenó la destrucción de las dragas y de las retroexcavadoras que han secado el río.
 
Un año después del fallo, no solo no se ha cumplido del todo la orden judicial, sino que el panorama es peor.
 
Las embarcaciones clandestinas se han comido miles de hectáreas de tierra, han devorado un río que hace 20 años serpenteaba las planicies que bajan de la Serraría del Baudó.
 
La Corte Constitucional dio plazos para iniciar la recuperación del Atrato y sus afluentes hace un año, pero hoy en día la sentencia puede que se haya quedado en el papel.
 
En noviembre de 2016 el Patrullero de Noticias RCN obtuvo imágenes tomadas durante la investigación del alto tribunal. A pesar de que hace un año se ordenó poner freno a la devastación, la situación no tiende a mejorar.
 
Si antes había tres dragas en un mismo punto, esta vez han instalado hasta campamentos para abastecer la destrucción del Atrato.

Mientras el gobernador de Chocó, Jhoany Carlos Palacios, decía que ya “no tenemos minería ilegal en ese sector” y hablaba de controles, en la zona abastecían con 4.000 litros de combustible una draga que trabaja 24 horas.

“El punto más álgido que hay del río Atrato es el río Quito, tenemos entendido que hay entre 60 y 65 máquinas trabajando”, indicó Arnol Rincón, subdirector de CodeChocó.

La zona es roja en orden público, los mineros dicen que los grupos armados como el ELN cobran un porcentaje de las utilidades.

“El Estado no hace presencia en esos sectores. Allí los únicos hombres armados que hay son bien sea los del ELN, los del ‘Clan del Golfo’ o en efecto los grupos delincuenciales que llegan a atracar e inclusive a asesinar a los compañeros mineros”, afirmó Ariel Quinto, presidente de la Asociación de Mineros de Chocó.  

Los guardianes del río tienen claro que no pueden llegar al sitio.

La destrucción no solo es visual, cada draga amalgama oro con chorros de mercurio.

“En las mediciones que hemos hecho hemos encontrado picos, es decir, sitios puntuales donde hay exceso, pero no es una concentración extendida y tenemos que determinar cuál es la dinámica que está teniendo el mercurio en el ecosistema”, aseguró Alexis Castro, coordinador de laboratorio de aguas de CodeChocó.

La Universidad Tecnológica del Chocó es pionera en estudios científicos sobre este metal.

Y los estudios sobre la repercusión una vez cese la minería, son inciertos.

“15 años después del accionar minero, sin tocar ese terreno, se recupera cerca de un 15% de la composición y la estructura hacia el bosque de referencia”, dijo Hamlet Valois, investigador de la Universidad Tecnológica del Chocó.

El Ejército y CodeChocó reportan operativos. Desde el aire se ve la muestra de que sí hay acciones contra la minería ilegal, pero a pocos metros de las ruinas, enormes brazos mecánicos remueven tierra abriendo camino para las dragas.

El exmagistrado Jorge Iván Palacio fue el creador de la sentencia que le dio derechos al río Atrato y considera que falta mucho para cumplirla.

NoticiasRCN.com

mineria minería ilegal mineria choco Chocó noticias noticias rcn noticias hoy rcn hoy río Atrato atrato