Definitivo: Corte Constitucional confirma que objeciones a la JEP se hundieron en el Congreso

Nacional
29 May 2019 18:08
Tras un largo y accidentado trámite, la Corte Constitucional le puso fin a la discusión de las objeciones a la ley estatutaria de la JEP

Luego de varias semanas de estudiar lo ocurrido en el Congreso el pasado 2 de mayo la Corte Constitucional determinó que las objeciones a la ley estatutaria de la JEP fueron hundidas en el Congreso.

La ponencia que se analizó para llegar a esta decisión fue la del magistrado Antonio Lizarazo quien argumentó que el quórum que se debía tener en cuenta para votar las objeciones era de 92 congresistas y no de 94 como se hizo el pasado 2 de mayo.

Siete de los ocho magistrados acogieron esta ponencia por lo que el texto deberá pasar a sanción presidencial.

El magistrado Luis Guillermo Guerrero se apartó de la decisión al considerar que las seis objeciones que presentó el presidente debían quedar por fuera del proyecto.

El largo camino de las objeciones

La ley estatutaria de la JEP debía haber sido firmada por el presidente Duque en diciembre del año pasado luego del visto bueno de la Corte Constitucional, pero llegó el cese legislativo el fin de año y en enero el texto aún no tenía la venia presidencial.

En febrero, el presidente del Congreso, Ernesto Macías, argumentó fallas en la impresión del texto que dejó por fuera algunas líneas tras un análisis minucioso por parte de la Cámara de Representantes.

Cuando finalmente se reimprimió todo el articulado, el pasado 10 de marzo el presidente Duque objetó por inconveniencia 6 de los 159 artículos que comprende la ley estatutaria, por lo que la discusión tenía que volver al Congreso y posteriormente otra vez a la Corte Constitucional.

Vea también: Vea también: Los seis puntos objetados por el presidente Duque a la Ley Estatutaria de la JEP

En contexto: Oposición hará lo que esté a su alcance para evitar que objeciones a la JEP prosperen

En un primer trámite en la Cámara de Representantes, la derrota fue estruendosa para el Gobierno: 110 representantes votaron por negar las objeciones mientras que solo 44 votaron su hundimiento.

Cuando se conoció que la Cámara había hundido las objeciones, el presidente del Congreso Ernesto Macías presentó una tutela ante el Consejo Superior de la Judicatura argumentando que la discusión de las objeciones debía haber iniciado en el Senado y no en la Cámara, pero la tutela fue declarada improcedente por lo que ni siquiera se estudió.

Luego fue el turno para el Senado donde la votación fue un poco más accidentada.

En esa corporación, el pasado 2 de mayo, 47 senadores votaron a favor de hundir las objeciones mientras que 34 lo hicieron para hundirlas. A pesar de que a simple vista no parecía ser una votación muy apretada, la discusión se centró en si se había llegado a una mayoría absoluta a no.

Los sectores políticos declarados en oposición y algunos independientes aseguraban que se habían logrado las mayorías, pues el quórum decisorio eran 92 senadores y no 94 como indicaba el partido Centro Democrático.

¿La razón? La ausencia de Iván Márquez que nunca se posesionó como senador y la silla vacía que dejó Aida Merlano, quien se encuentra privada de su libertad por compra de votos en las pasadas elecciones legislativas.

Vea también: Corte Constitucional pide a Congreso informe sobre votación de objeciones a JEP

Así las cosas, de los 108 senadores que conforman la corporación se debían descontar las curules anteriormente mencionadas y restar los 14 impedimentos que se presentaron en ese momento para un total de 92 senadores.

Las diferencias irreconciliables sobre si se habían logrado las mayorías o no, llevaron al presidente del Congreso a citar a una segunda votación, pero para evitar de nuevo el desgaste varios partidos, entre ellos el Conservador, aliado del Gobierno, resolvieron que el asunto lo dirimiera la Corte Constitucional.

Así las cosas, tras el pronunciamiento definitivo de la Corte, el presidente Iván Duque deberá firmar el mismo texto que debió haber firmado en noviembre pasado y la JEP por fin tendrá un soporte sólido para seguir cumpliendo la función que le corresponde por norma constitucional.

NoticiasRCN.com