Noticias

Justicia

Procuraduría pide a Policía suspender uso de escopeta calibre 12 empleada por el Esmad

La solicitud se presentó en el marco de la investigación de los hechos que rodearon la muerte del estudiante Dilan Cruz.

14 Ene 2020 18:50Por: canalrcn.com

A través de una comunicación dirigida al director Nacional de la Policía, el procurador General de la Nación, Fernando Carrillo, solicitó a la institución la suspensión del uso de la escopeta calibre 12, usualmente empleada por el Escuadrón Móvil Antidisturbios, Esmad, para disolver manifestaciones y bloqueos a la vía pública.

La solicitud presentada por Carrillo se realizó en el marco de la investigación del ente de control por la muerte del estudiante Dilan Mauricio Cruz Medina, quien falleció días después de ser impactado por un objeto disparado con un arma de las anteriormente mencionadas, durante una manifestación el pasado 23 de noviembre.

Lea también: Popularidad de Piñera cae a mínimos históricos en Chile

La solicitud de Carrillo también incluye dejar de usar la llamada munición de impacto dirigido, empleada por el Esmad en el control de situaciones como las anteriormente descritas señalando la posible falta de capacitación a los miembros de la unidad para el manejo de mencionada arma.

“Para el Ministerio Público el uso de la escopeta calibre 12, -relacionada como un arma mecánica cinética-, en el control de disturbios por parte de la Policía Nacional representa un serio peligro para la comunidad, lo cual se ha hecho palpable no sólo en Colombia, sino de manera reciente en Chile y desde épocas pretéritas en varios países, tal como ha quedado documentado en distintas publicaciones a nivel mundial”, señala la solicitud del ente de control.

En la comunicación al director de la Policía, se encuentra implícito la solicitud para que la institución acredite la existencia de un "protocolo específico de operación" de mencionada arma, que garantice un adecuado y responsable uso del artefacto.

La Procuraduría señala que al incluir en su inventario dicha arma, las autoridades colombianas vulneran la Constitución Política, más específicamente el artículo 216, que se refiera al objetivo de la fuerza pública afirmando que “es el mantenimiento de las condiciones necesarias para el ejercicio de los derechos y libertades públicas, y para asegurar que los habitantes de Colombia convivan en paz”.

Recordemos que conforme al artículo 166 del Código Nacional de Policía y Convivencia, las autoridades se ven obligadas a emplear la fuerza solamente “como último recurso para proteger la vida e integridad física de las personas incluida la de ellos mismos, sin mandamiento previo y escrito, para prevenir, impedir o superar la amenaza o perturbación de la convivencia y la seguridad pública, de conformidad con la ley”, recordando a su vez que dichas facultades solamente podrán ser ejercidas por los efectivos que portan el uniforme.

El ente de control recuerda en su comunicación que según el acuerdo N°03002 del 29 de junio de 2017, las armas, municiones, elementos y dispositivos menos letales con que deben contar el Esmad para la prestación del servicio, refiriéndose a agentes químicos, acústicos y lumínicas y dispositivos de control eléctrico y auxiliares”, deben usarse en situaciones donde su empleo responda a la última opción.

La Procuraduría encontró que existen deficiencias en las jornadas de capacitación, por parte de la Policía, para informar y entrenar en el uso de la escopeta calibre 12 a sus uniformados, ya que, debido a su alto costo y baja disponibilidad, pocas veces se puede desarrollar o entregar la información adecuada sobre los protocolos de uso.

Lea también: Denuncian presencia de militares rusos en la frontera colombo-venezolana

“A juicio del Ministerio Público, resulta imposible que un miembro del ESMAD adquiera tal destreza en el uso de la escopeta calibre 12 cargada con un cartucho de impacto dirigido, en cualquiera de las dos capacitaciones existentes, en tan limitados espacios de tiempo, y menos aún si se tiene en cuenta que dichos ejercicios no se limitan al uso exclusivo de esa arma, sino respecto de todas las menos letales que le son entregadas para el servicio, ello sin dejar de mencionar el hecho que en aquellos eventos donde sólo 100 uniformados la disparan en una oportunidad, los 900 restantes observan”, señala la misiva.   

“Todo lo anterior nos lleva a inferir que esa destreza, habilidad, agilidad y “memoria muscular” respecto del uso de la Escopeta calibre 12 con su munición de impacto dirigido, la adquiere el policial sólo cuando se enfrenta a la realidad del caso en el que participa, es decir con ciudadanos”, puntualiza.

NoticiasRCN.com