128741

Funcionario británico habría renunciado por colombiana

Europa - Febrero 10 de 2014, 7:46 am
El ahora exsecretario de estado británico de Inmigración, Mark Harper. Foto: Twitter.

Al parecer, la empleada de servicios general del funcionario era colombiana y lo engañó con papeles falsos.

El secretario de estado británico de Inmigración, Mark Harper, renunció tras conocerse que empleaba como asistenta a una inmigrante ilegal, que al parecer sería colombiana, la decisión fue informada por primer el ministro, David Cameron.
 
Según la oficina de Cameron, Harper ofreció su renuncia el viernes por la noche, después de que las autoridades de aduanas le confirmaran que su limpiadora no tenía permiso de residencia en el Reino Unido.
 
Un portavoz de Cameron indicó que el primer ministro aceptó su dimisión, si bien recalcó que no hay indicios de que el secretario de Estado supiera que su empleada estaba en situación ilegal cuando la contrató en 2007.
 
En su carta al primer ministro, también divulgada, Harper le asegura que desde que empleó a la limpiadora había examinado sus papeles en varias ocasiones, especialmente desde que fue nombrado secretario de Estado de Inmigración en 2012, pero estos resultaron ser aparentemente falsos.
 
Como encargado de promover en el Parlamento la polémica nueva ley de inmigración, que refuerza los controles sobre los inmigrantes y restringe sus derechos, además de penalizar a quienes contraten a personas sin papeles, pidió una nueva comprobación a las autoridades migratorias sobre su empleada.
 
Cuando estas le confirmaron el 6 de febrero que no tenía permiso de residencia permanente en el Reino Unido, decidió presentar su dimisión.
 
"Aunque cumplí con la ley en todo momento, considero que, como secretario de Inmigración y encargado de impulsar en el Parlamento una legislación que endurecerá las leyes migratorias, debo exigirme un estándar más alto del que se requiere a los demás", afirma en la carta remitida el domingo al primer ministro.
 
En su respuesta, Cameron afirma que Harper, que ahora regresa a su escaño de diputado, ha tomado "una decisión honorable" y deseó que pronto pueda volver a un cargo en el Gobierno.
 
La ministra del Interior, Theresa May, declaró por su parte que Harper, de 43 años, ha sido "un secretario excelente" y "puede estar orgulloso del papel que ha desempeñado para reducir drásticamente la inmigración en el Reino Unido".
 
Tras la marcha de Mark Harper, el encargado de sustituirle será James Brokenshire, que ya estaba en el Ministerio del Interior. 
 
EFE
ilegales inmigración política renuncia