12261

Internacional

Maduro

"Si esta derecha enloquecida y demente lograra sacarme del camino por un atentado, la ira de los dioses caería sobre nuestro país”.

Atentado en mi contra desataría ira de los dioses: Maduro

América - Agosto 1 de 2013, 4:59 pm
Nicolás Maduro, presidente de Venezuela. Foto: EFE

El presidente de Venezuela aseguró que si sufriera un atentado se desestabilizaría el país.

Nicolás Maduro afirmó que él es la "garantía de la paz y la estabilidad" en su país y que si sufriera un atentado, "la ira de los dioses" caería sobre "la derecha".
  
"Si esta derecha enloquecida y demente lograra un día sacarme del camino por un atentado, la ira de los dioses caería sobre ustedes y nuestro país, lamentablemente caería en un conflicto de violencia creciente, pero la revolución prevalecería", dijo Maduro en un acto de Gobierno.
  
Estas palabras llegan 24 horas después de que desde las filas oficialistas se afirmara que el anticastrista Luis Posada Carriles, el expresidente Álvaro Uribe y el hondureño Roberto Micheletti estaban organizando un plan para asesinar a Maduro.
  
Maduro hizo suya una expresión que desde el chavismo se usó con el fallecido Hugo Chávez: "yo como presidente de la República, yo, Nicolás Maduro, soy la garantía de la paz y la estabilidad de este país".
  
El presidente venezolano insistió en que "si ellos (la oposición) hicieran la locura de iniciar un ciclo de violencia contra dirigentes de la revolución este pueblo sería poseído por la fuerza más grande y huracanada que la ira de los dioses quedaría pequeña. ¡Ojalá se entienda, porque nosotros queremos paz!", señaló.
  
Maduro se refirió también a planes de magnicidio como los denunciados por el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, y el ministro de Interior, Miguel Rodríguez.
  
"El 5 de junio tenían preparado algo contra mí y contra Diosdado, bueno, neutralizamos, tomamos medidas de seguridad; el 24 de julio tenían un plan para matarme si iba a la casa natal del Libertador o si iba, como fui, al desfile naval en el lago de Maracaibo", dijo Maduro.
  
"Yo fui porque a mí no me van a sacar de la calle", agregó, señalando que habrá que "neutralizar" esos planes y además, pidiendo "apoyo, apoyo al pueblo".
  
"Ruego a Dios y a todos los espíritus que nos protegen, que sigan dándonos vida y larga vida por muchos años, larga vida por muchos años", indicó.
  
El Gobierno venezolano ha insistido reiteradamente desde principios de año en denunciar supuestos planes de magnicidio y diversos planes de golpe de Estado.
  
Además, ha informado de detenciones de supuestos mercenarios en casos de los que no se ha facilitado más información tras su aprehensión, incluido el cineasta estadounidense Timothy Hallet Tracy, expulsado el pasado 5 de junio del país tras ser acusado de adiestrar a estudiantes venezolanos para generar actos de violencia.
 
EFE
Nicolás Maduro atentado desataría ira dioses derecha venezuela