10501

Asesino de 5 colombianos en Florida era un hombre “solitario y reprimido”

América - Julio 30 de 2013, 11:01 am
Pedro Alberto Vargas era un hombre aficionado a las armas.

El individuo se desempeñaba como diseñador gráfico en la institución Miami Dade College.

Pedro Alberto Vargas, implicado en un tiroteo en el que murieron cinco colombianos y un ecuatoriano en la localidad de Hialeah (Florida, EE.UU.), trabajaba como diseñador gráfico en la institución universitaria Miami Dade College (MDC) de donde más tarde fue despedido.

"Vagas era un hombre solitario y acumulaba en su cuenta bancaria cerca de 100.000 dólares", señaló la Policía.

Las autoridades investigan los motivos por los que el ciudadano cubano de 42 años accionó un arma el 26 de julio contra las seis personas y mantuvo a otras dos como rehenes instantes antes de ser abatido por un equipo del cuerpo de elite conocido como SWAT.

Los investigadores y vecinos del individuo han comenzado a revelar más detalles de la vida de aquel hombre solitario y reprimido, aficionado a las armas y que estaba obsesionado con su forma física, por lo que pasaba mucho tiempo en el gimnasio.

Vargas, fue descrito como una persona de vida sobria, sin antecedentes penales, que tenía aventuras con prostitutas y vivía con su madre, de 83 años.

Además, se conoció por un medio reconocido que el cubano había renunciado a su puesto de diseñador gráfico en el Miami MDC tras conocer que iba a ser despedido por guardar archivos "inapropiados", señaló el diario El Nuevo Herald.

El material que el individuo almacenaba en su computadora, al parecer, representaba una "seria amenaza" para la seguridad de esta institución universitaria pública, incluido un exsupervisor, aunque el MDC se abstuvo de ofrecer más detalles según el diario.

Por su parte, El exsupervisor directo de Vargas en el MDC, Elmo Lugo, explicó a El Nuevo Herald que los textos amenazantes que recibió incluían fotos manipuladas del individuo, en las que aparecía decapitado y mensajes en los que le deseaba morir de cáncer.

Vargas fue abatido por el equipo SWAT que, tras el fracaso de las negociaciones con el mismo, logro entrar en el apartamento donde se encontraba atrincherado y lo abatió.

La Policía indicó que Vargas indujo ese día la espiral de violencia prendiendo fuego a cerca de 10.000 dólares en efectivo que había sacado de su cuenta bancaria y conservaba en su apartamento.

EFE

asesino florida usa EE.UU. colombianos solitario reprimido hispanos Hialeah institución universidad.