Noticias

Annie en tu casa

¿Cómo afrontar el proceso de aceptar nuestra inclinación sexual?

La doctora Annie de Acevedo visita la casa de Nicolás Esteban, un joven de 25 años que, a pesar de la fuerte discriminación social, aceptó su inclinación sexual.

20 Nov 2019 13:48Por: canalrcn.com

Nicolás Esteban tiene 25 años, es homosexual y, como muchos, no aceptaba su condición, pero por sobre todo no entendía por qué su adolescencia fue marcada por tanto dolor. 

Ahora no entiende por qué tuvo que explicar que era homosexual mientras sus compañeros no tuvieron que hacer lo mismo por ser heterosexuales. Pidió la visita a su casa de la doctora Annie de Acevedo porque quiere que otras personas no sufran tanto como él.

Nicolás Esteban dice que se sintió diferente desde siempre. En kinder, su interacción con otros niños y niñas tal vez era diferente a la de sus compañeros, un proceso que tuvo que enfrentar cara a cara en la adolescencia.

Tenía un mejor amigo y empecé a sentir como una atracción hacia él y pues fue complicado porque yo creí que no estaba bien”, dice Nicolás.

Lo más difícil para él fue aceptarse como era. “Me tomó muchos años, muchas lágrimas... yo me arrodillaba en el borde de mi cama todas las noches y oraba: ‘yo no quiero ser gay porque no quiero que me discriminen, no quiero pasar por esa situación’”, explica.

Con el tiempo se dio cuenta que su sentimiento no cambiaría. El joven comenta cómo fue el proceso de aceptar su sexualidad: “empiezas a sentir que prácticamente te odias porque sientes que todo lo que los demás dicen a tu alrededor es que tú no estás bien”. 

Nicolás quería crecer igual que sus compañeros, sin que lo juzgaran por algo que sintió sin proponérselo.

Hoy explica con tranquilidad lo difícil que sentir emoción de reprensión por hacer lo que queremos. “Yo pienso que todos los que hemos vivido en algún momento una emoción de represión sabemos lo feo que es vivir en ese silencio de no poder expresar algo que sientes, eso es algo que no le deseo a nadie”.

Y, como dirían en argot popular, así fue como ‘salió del closet’: a través de las redes sociales.

¿Pero, por qué sintió la necesidad de hacerlo? “Porque sentí que estaba viviendo una mentira con mi familia”, dice el joven, “porque cuando iba a salir con un chico, iba a salir a un lugar gay, yo siempre he tenido una relación muy buena con mi mamá y me sentía muy mal de tener que mentirle”. 

Y claro, su mamá sufrió. El temor a que su hijo fuera discriminado o maltratado la asediaba. El joven dice que hubo varios momentos de lágrimas porque a ella, a su madre, le dolía verlo en esa situación.

Nicolás no vive con su padre, y desde que se separaron y el joven confesó su inclinación sexual, se tardó un año en hablarle del tema directamente a su hijo, aunque ya lo había visto en redes.

“Lo primero que me dijo es que él jamás dudaba de lo buena persona que yo era”, confiesa Nicolás.

Ahora, se considera afortunado porque tuvo el apoyo de su familia y de su experiencia aconseja a quienes hoy padecen este mismo dolor como influenciado en las redes.

¿Cuáles son las palabras y consejos de este joven a sus contemporáneos? “Yo les diría que todo es a su tiempo, todo el mundo es diferente dependiendo la familia, a su crianza, el nivel socioeconómico, no es en todo el mundo igual, así que es necesario darse el tiempo primero de aceptarte a ti mismo y confiar en las personas indicadas en tus amigos en tu familia y pues ser sincero contigo mismo sobre lo que sientes”, dice.

Como diría el mismo Nicolás, en la vida nunca es tarde para aceptarse tal cual es, en fin, ‘salir del closet’.
 

NoticiasRCN.com