Para construir la inteligencia artificial para ver los TAC, se necesita un enorme sistema informático a escala de Google y un novedoso concepto de ingeniería.